IOT, Big Data y BI - El futuro de los negocios

finanzasLos negocios continúan adaptándose conforme la tecnología continúa evolucionando, y hemos llegado al punto en el cual el “Internet de las cosas” ya ha comenzado a tomar forma como parte de nuestra realidad. Durante las próximas décadas se continuará “progresando” hacia un mundo el cual el Internet de las cosas se volverá una realidad aceptada; todos los dispositivos utilizados de forma cotidiana se encontrarán conectados a Internet, lo cual permitirá que cada persona pueda estar al tanto de todos los metadatos de su vida. A su vez esto le permitirá a los negocios recolectar datos y establecer tendencias, comportamientos y patrones como nunca antes, aumentando la importancia de administrar la “Big Data”, la utilización de herramientas de inteligencia de negocios y, la contratación de personal capaz de analizar la información recolectada para definir tácticas y estrategias pertinentes que permitan hacer que clientes pasados regresen, así como atraer nuevos prospectos.

 

Para continuar explorando cómo el Internet de las cosas y las herramientas de inteligencia de negocios van a cambiar el panorama de los negocios, así como definir cuáles métodos emplear para adaptarse durante la transición, definamos los tres conceptos clave detrás de estos cambios.

 

Primero establezcamos qué es el Internet de las cosas.

 

El Internet de las cosas

 

Internet de las cosas (IoT, por sus siglas en inglés) es un concepto que se refiere a la interconexión digital de objetos cotidianos con internet. Alternativamente, Internet de las cosas es el punto en el tiempo en el que se conectarían a internet más “cosas u objetos” que personas. También suele referirse como el internet de todas las cosas o internet en las cosas. Si los objetos de la vida cotidiana tuvieran incorporadas etiquetas de radio, podrían ser identificados y gestionados por otros equipos, de la misma manera que si lo fuesen por seres humanos.

 

[…] Por ejemplo, si los libros, termostatos, refrigeradores, la paquetería, lámparas, botiquines, partes automotrices, etc. estuvieran conectados a Internet y equipados con dispositivos de identificación, no existirían, en teoría, cosas fuera de stock o carencia de medicinas o caducadas, sabríamos exactamente la ubicación, cómo se consumen y se compran productos en todo el mundo; el extravío sería cosa del pasado y sabríamos qué está encendido o apagado en todo momento.

 

El internet de las cosas debería codificar de 50 a 100 000 millones de objetos y seguir el movimiento de estos; se calcula que todo ser humano está rodeado de por lo menos 1000 a 5000 objetos. Según la empresa Gartner, en 2020 habrá en el mundo aproximadamente 26 mil millones de dispositivos con un sistema de adaptación al internet de las cosas. Abi Research, por otro lado, asegura que para el mismo año existirán 30 mil millones de dispositivos inalámbricos conectados al Internet. Con la próxima generación de aplicaciones de Internet (protocolo IPv6) se podrían identificar todos los objetos, algo que no se podía hacer con IPv4. Este sistema sería capaz de identificar instantáneamente por medio de un código a cualquier tipo de objeto.”

https://es.wikipedia.org/wiki/Internet_de_las_cosas

 

Teniendo claro que el Internet de las cosas se trata sobre una realidad en la cual la humanidad se encuentra interconectada en Internet debido a la recolección de metadatos a través de objetos de uso cotidiano, es momento de definir una pieza fundamental del IOT, el Big Data.

 

EL Big DATA

 

“El Big Data o Datos masivos es un concepto que hace referencia a la acumulación masiva de datos y a los procedimientos usados para identificar patrones recurrentes dentro de esos datos. Otras denominaciones para el mismo concepto son datos masivos o datos a gran escala. En la literatura científica en español con frecuencia se usa directamente el término en inglés Big Data, tal como aparece en el ensayo seminal de Viktor Schönberger Big data: La revolución de los datos masivos.”

https://es.wikipedia.org/wiki/Big_data

 

El Big Data es una parte vital del Internet de las cosas y, a pesar que su nombre hace parecer que este se trata de utilizar cantidades de información tan masivas que solo son de valor para las grandes corporaciones, conforme avanzamos hacia una realidad en la cual todo dispositivo permite obtener datos importantes sobre las personas, el Big Data se va a volver parte vital de todas las compañías que quieran mantener un margen competitivo, incluyendo pymes.

 

A pesar que aun no se puede recolectar cantidades de información tan masivas como las que se esperan poder obtener durante la segunda década del siglo XXI, hoy en día las pymes son capaces de recolectar grandes cantidades de información a través de varios medios (sitio web, recolección de datos a través de un CRM y un ERP integrado como SAP Business One, redes sociales, entre otros). Utilizando dichos medios y recursos se puede comenzar a realizar asociaciones para comprender el comportamiento de los consumidores.

 

Esto nos lleva al tercer concepto a definir, la inteligencia de negocios.

 

La Inteligencia de Negocios

 

finanzas“La Inteligencia de Negocios es el conjunto de productos y servicios que permiten a los usuarios finales acceder y analizar de manera rápida y sencilla, la información para la toma de decisiones de negocio a nivel operativo, táctico y estratégico.

 

El término Business Intelligence (Inteligencia de Negocios) hizo su aparición en 1996 cuando un reporte de Gartner Group dijo textualmente lo siguiente:

 

[…] Para el año 2000, la Democracia de la Información emergerá en las empresas de vanguardia, con las aplicaciones de Inteligencia de Negocios ampliamente disponibles a nivel de empleados, consultores, clientes, proveedores y el público en general. La clave para surgir en un mercado competitivo es mantenerse delante de sus competidores. Se requiere mas que intuición para tomar decisiones correctas basadas en información exacta y actualizada. Las herramientas de reporte, consulta y análisis de datos pueden ayudar a los usuarios de negocios a navegar a través de un mar de información para sintetizar la información valiosa que en él se encuentra - hoy en día esta categoría de herramientas se les llama "Inteligencia de Negocios".”

http://www.idensa.com/

 

Habiendo establecido que, a pesar de contar con cantidades más limitadas de información, todos los negocios (incluyendo pymes) pueden comenzar a obtener y  estructurar metadatos para comprender a su mercado meta.

 

A pesar que aun queda tiempo antes que el IOT se consolide, comenzar a recolectar información y analizarla utilizando herramientas de inteligencia de negocios como SAP Lumira constituye una buena práctica que permitirá obtener una ventaja competitiva en el presente, y prepararse para adaptarse a el análisis de aun más datos cuando estos se vuelvan accesibles en un futuro.

 

Eventualmente la tecnología avanzará lo suficiente para que el Internet de las cosas y el Big Data permitan ofrecer una experiencia personalizada al recopilar y procesar los datos de cada individuo durante el proceso de compra; inclusive se llegará al punto en el cual se pueda determinar la identidad de una persona en el momento en que entre a una tienda y, transferir de forma automática información relevante sobre esta a un dispositivo móvil del vendedor.

 

En el caso del e-commerce la experiencia se volverá totalmente automatizada y será capaz de maximizar las conversiones al ofrecer las opciones que le parezcan más atractivas al posible consumidor.

 

Eventualmente, conforme la inteligencia artificial progrese, inclusive el servicio en locales físicos se automatizará (al menos en su mayoría).

 

El IOT y el Big Data pueden no ser una prioridad para las pymes hoy en día, pero pronto lo van a ser, y el cambio va a suceder rápidamente. Cuando el momento llegue, quienes se hayan preparado van a ser quienes consigan la ventaja competitiva y logren mantener el negocio posicionado en un mercado cada vez más exigente, motivo por el cual comenzar a aprovechar los recursos actuales, así como utilizar herramientas de inteligencia de negocios para un análisis adecuado, es el camino a seguir.